Love session en una estación de tren abandonada · Foto, Daniel Márquez

“A veces pienso que yo, pobre mortal poseedor de una simple cámara, lo único que hago es apretar un botón y dejar que ellos, ellos solitos, se recreen en el papel de ser ellos mismos, así tal cual suena, sin más (aunque en verdad haya mucho más)”.

Una definición con la que el fotógrafo Daniel Márquez, responsable de esta sesión en pareja, expresa su visión… Y es que, si hablásemos de una forma abstracta, un fotógrafo es una técnica animada (o sea, dotada de alma) cuyo fin es captar y capturar –sacando la belleza oculta– la esencia de lo que tiene delante del lente: ¡Vosotros!

En este caso ‘ellos’, esos delante del objetivo (o el ‘objetivo’ como tal) son Xabier y Cristina. Él fotógrafo y ella guapa a más no poder (por resaltar lo obvio). El lugar: una antigua estación de tren abandonada en Osuna (Sevilla) entre maderas desgastadas, azules decapados y naranjas oxidados que crean un bonito juego de colores y contrastes.

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Love session en una estación abandonada

Fotos, cortesía ©Daniel Márquez

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *