El pasado día 28 de abril 2020, el presidente del Gobierno de España anunció en rueda de prensa las medidas que se adoptarán para hacer la ‘desescalada’ tras estos meses de confinamiento del país en pro de la lucha contra el coronavirus. Nuestras vidas, planes y mundo se han visto totalmente trastocados jodidos a causa una pandemia que nos está haciendo vivir colectivamente los días más inciertos (sí, creo que “incertidumbre” es la palabra que más define estos días) que pudiéramos tan siquiera imaginar.

¿Cómo afectarán estas medidas a la preparación y realización de mi boda?
Esta es la pregunta que las parejas que se casan este 2020 se están realizando estos días. Sobre todo aquellas que tienen muy próxima la fecha de su enlace y que esperan no tener que tomar la decisión de aplazar o cancelar la boda.

Muchos me habéis enviado e-mails y preguntado por Instagram qué decisión tomar ante esta incierta situación, y como he dicho ya… ¡Lamento no tener una respuesta contundente que dar! Esta es una decisión exclusivamente vuestra y, sin duda, está condicionada por las medidas que va tomando el Gobierno en función de la evolución de la pandemia. Por mi parte tan sólo puedo informarte de cómo está la situación y qué prevén las autoridades sanitarias para las próximas 6 u 8 semanas.

Con esta nueva información y panorama, teniendo en cuenta la fecha de vuestra boda, y siguiendo los consejos de los profesionales del sector que ya compartí en el anterior artículo sobre este tema, estoy segura que tendréis muy claro qué hacer. Y soy sincera, visto las medidas y hablando a corto plazo no es tanto un asunto de ser optimista ni pesimista, sino realistas.

{ Así serán las bodas durante la fase II de la desescalada en España }

Para mi hay dos puntos importantes –y que de forma directa pueden afectar a la celebración de una boda– a tener muy en consideración y que se establecen dentro de las medidas incluidas en el llamado ‘Plan de transición hacía una nueva normalidad’ del Gobierno de España:

1. Las fases de la desescalada y su duración.

2. Las restricciones de movilidad (nacional e internacional).

Editorial de novias 'Before/After' de Tendencias de Bodas.

Fotografía, ©Padilla & Rigau para Tendencias de Bodas Magazine
Vestido de novia, Inmaculada García / Corona, Apodemia / Maquillaje y Peluquería, Oui Novias

 

– Las fechas del calendario (según cada fase) a tener en cuenta.

Entre 6 y 8 semanas es el tiempo previsto para completar la transición hacia la llamada “nueva normalidad”. Se realizará en cuatro fases con distintas restricciones cada una, y que empezarán a partir del 4 de mayo. Es decir, que a finales del mes de junio ya se pondría fin a todas las limitaciones actuales. Pero para llegar hasta allí, primero hay que conseguir la cifra de cero nuevos contagios por covid-19. Así que, por favor, mucha prudencia mientras tanto.

Cada fase (previsiblemente) tendrá una duración mínima de dos semanas y serán aplicadas por provincias o islas. El Ministerio de Sanidad y las autoridades autonómicas serán quiénes indiquen estos avances según unos marcadores sanitarios establecidos. Y es que –por suerte– el coronavirus no ha tenido la misma incidencia en todo el país. Pero por la misma razón (probablemente) localidades como Madrid y Barcelona salgan del estado de alarma más tarde, al ser dos de los mayores focos de contagio en España.

¿Y cómo afectan estas fases a mi boda?

Durante los meses de mayo y junio seguiremos teniendo restricciones en cuanto a movilidad, viajes, aforos, actividades a realizar y largo etcétera. Sí que podrás empezar y/o continuar con algunos preparativos de la boda (sólo bajo cita previa), y sí que se podrán realizar bodas… Pero faltan muchos detalles por conocer al respecto para darlo por un hecho. Me explico.

¿Cuándo se van a empezar a realizar las bodas?

Lo dicho. Las autoridades aún tienen muchos flecos que aclararnos para saber si se podrán realizar las bodas tal y como la entendemos. El plan de transición es escueto a la hora de definirlas y regularlas. Tan sólo indica:

– Fase II (a partir del 25 de mayo): Bodas para un número limitado de asistentes. VER MÁS, sobre bodas en Fase II aquí.

– Fase III (a partir del 8 de junio): Bodas para un número más amplio de asistentes.

Por el momento tenemos que esperar para saber cuántas personas son ese “número limitado” y “número más amplio” de invitados a una boda. Quizás podríamos sacarlo por la regulación del aforo y servicios impuestos a lugares de culto, hoteles y restauración. Pero a mí, personalmente, ahora mismo me resulta muy aventurado darte una interpretación más alentadora de esta información.

Empezar y/o continuar con los preparativos de la boda, es algo que sí que podrás hacer a partir del próximo 4 de mayo (Fase 0) ¡Con restricciones!.

Podrán abrir establecimientos y pequeños comercios “para la atención individual de los clientes” y sólo bajo cita previa. En siguientes fases, lo harán también manteniendo las condiciones de seguridad, autoprotección y distanciamiento social recomendados. O sea, que si tu boda está prevista para después del fin del estado de alarma podrás continuar con las citas de tu agenda (¡Siempre que sean en tu misma provincia o isla!), como la prueba del vestido de novia, del menú con el catering o la prueba del maquillaje y la peluquería, por ejemplo.

Llama a cada uno de los proveedores de tu boda y/o consulta con tu wedding planner qué preparativos podrías ir avanzando. Porque si algo va quedando claro estos días, es que todos los profesionales del sector nupcial están dando lo mejor de sí en beneficio de todos.

La compañía de moda nupcial Pronovias Group (que agrupa firmas como Pronovias y St. Patrick, entre otras) ya ha comunicado su un plan de reapertura bajo el lema “Tus sueños están a salvo con nosotros”. En él dan a conocer el estricto protocolo de actuación e higiene que realizarán para ofrecer a sus clientas una experiencia segura, en mira de las reaperturas de sus tiendas en España, Italia, Polonia y algunos estados de Estados Unidos.

“Socialmente distanciados pero juntos de corazón” es el compromiso de Pronovias para priorizar la salud tanto de sus trabajadores como de las futuras novias. Entre las acciones que llevarán a cabo estarán desde la preparación virtual de la cita, pasando por la distancia de seguridad durante la cita (que se harán con mascarillas y guantes), hasta la desinfección de vestidos, accesorios, probadores, alfileres y cualquier material que pueda entrar en contacto con la novia tras cada prueba, así como de la tienda en general. Además, garantizarán que desde la confección –y toda la cadena de distribución– hasta que es entregado cada vestido de novia, cumplirán medidas de higiene: mínimo de contactos posibles, procesos de desinfección (con tratamiento de vaporización de 110º a 160° C) y fundas selladas para la entrega. La firma también permitirá un único acompañante por novia a las citas presenciales y “muchos más digitalmente gracias a nuestro WIFI reforzado”.

Medidas estas que estoy segura muchos más, de grandes firmas a pequeños ateliers y profesionales varios, irán poniendo en práctica durante estas semanas para garantizar al máximo su trabajo y la experiencia de los novios, de cara a esta futura «nueva normalidad».

Editorial de novias 'Before/After' de Tendencias de Bodas.

Fotografía, ©Padilla & Rigau para Tendencias de Bodas Magazine
Vestido de novia, Inmaculada García / Corona, Apodemia / Maquillaje y Peluquería, Oui Novias

 

– ¿Dónde celebras la boda? Porque seguirán las restricciones de movilidad.

Mientras duren las fases de desescalada no estarán permitidos los viajes y desplazamientos. Así lo recoge el Anexo II del documento oficial con la previsión orientativa para el levantamiento de las limitaciones del estado de alarma: “No se permitirá viajar a provincias e islas diferentes a aquella en la que se resida hasta que no se consiga superar la fase III”. Mientras tanto, todas las actividades permitidas sólo se podrán realizar allí dónde se viva.

Peeeeeero… OJO, porque “una vez en la etapa de ‘nueva normalidad’ se podrá viajar entre provincias sólo y cuando ambas hayan superado la misma fase”.

¿Y cómo afecta esto a mi boda?

Para responder a esto hay que hacerse ciertas preguntas: ¿Os casáis en una localidad distinta a vuestra residencia? Por ejemplo: Que vivas en Madrid capital, pero la boda se celebre en una finca ubicada realmente en Segovia u otra provincia colindante; o que estés planeando una ‘destination wedding’ a cualquier destino (nacional o internacional) que implique que novios e invitados tengan que viajar. Y la segunda pregunta para hacerse: ¿Los invitados viven en la misma provincia o isla dónde se celebrará la boda? ¿O algunos vendrán desde otros puntos del país y/o del extranjero?.

Ten en cuenta también que de momento las fronteras siguen cerradas y/o con restricciones, y algunos países están desaconsejando a sus ciudadanos realizar viajes durante el verano; ya que la desescalada mundial tampoco es uniforme. Aunque esto siempre puede cambiar en el transcurso de las próximas semanas. ¡Tampoco te desanimes! Y presta mucha atención al tema de las provincias e islas y sus fases de desescalada. Recuerda que, en el mejor de los escenarios, si todo el país logra llegar al mismo tiempo a esa “nueva normalidad” (prevista para julio), es cuando lograremos recuperar la total libertad de movimiento y de viajes y de contacto social y (espero) de todo y en todo el país.

También es importante tener en consideración la recomendación que hacen las autoridades sanitarias, (incluso para la fase III de la desescalada, la previa a la recuperación de la normalidad) de mantener la limitación del contacto social con aquellas personas vulnerables, con patologías previas y/o mayores de 65 años. Sí, hablamos de nuestros abuelos, padres y amigos que quizás tienen una salud más delicada y a los que debemos cuidar mucho más en estos momentos.

La “normalidad” llegará, de eso no tengo duda. Aunque la misma implique que cambiemos algunos de nuestras –ahora antiguas– costumbres. Entre tantas que me encantarían, la segura es que tengamos que aprender a incorporar la mascarilla a nuestras rutinas fuera de casa y que, a corto plazo, quizás tengas que pensar en celebrar tu boda de otra forma a la prevista. ¡Y será igual de especial! De eso no te queda duda, y lo verás en la reflexión que comparto abajo.

Pero ahora mismo tenemos que seguir siendo responsables y solidarios para no dar ningún paso atrás.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

¿Casarse o no casarse este año? Seguramente lo que más escuchamos los wedding planners estos días. Y mi opinión es super clara: DEPENDE. Depende de la situación de cada pareja, de cómo te afecte emocionalmente las medidas que decidan establecer, depende de si tus invitados viajan desde fuera de España, depende de si eráis 500 o 120 (y de si ser 120 es un problema para ti si erais 500), depende de si ya tenías planes para después de la boda que importan más que tener invitados con mascarilla, depende de cómo vayas a disfrutarlo. Porque esto pasa una vez en la vida y es lo suficientemente importante como para que decidas si esperar para que sea como tenías en mente o si quizá lo importante no es cómo lo imaginabas sino solo lo que será. He elegido esta foto de María y Nacho de @dosmasenlamesa porque en su boda nos llovió todo lo que pueda llover en una boda, un autobús se perdió y los invitados llegaron tarde, pasó de todo y ellos disfrutaron, sonrieron y no dejaron de mirarse así un momento. Quizá es el momento de pensar qué es para nosotros lo importante, sea en 2020 o en 2021. No hay opción buena o mala, ni nadie tiene la respuesta más que cada uno de vosotros. El resto, estaremos aquí para apoyar y ayudar, para darlo todo elijáis lo que elijáis. 🥰

Una publicación compartida de Bodas Colorín (@evacolorin) el

– Entonces, ¿Me podré casar durante el período de desescalada?

Lo previsto es que sí, y que sea a partir de la fase II. Pero como decía más arriba lo que aún no está claro es en qué condiciones. Hay que esperar a que los expertos y autoridades regulen y especifiquen bien ese cómo. Para mi queda claro que durante la desescalada podrás celebrar la ‘CEREMONIA’ y contraer matrimonio, sea civil o religioso, pero quizás tengas que pensar en otras opciones para la celebración. Una preciosa boda íntima junto a tus más más allegados. Una inolvidable ‘elopement wedding’, es decir una boda secreta y sólo los novios. O una boda retrasmitida por videoconferencia, tal y como hemos visto ya hacer a muchas parejas.

Lo que sí tengo claro es que hay muchas otras formas de celebrar el amor, vuestro amor. Y de hacer de esa fecha inicial que habéis elegido un recuerdo especial, inolvidable y anecdótico (Sí, piénsalo. Pocos podrán decir que se dieron el “Sí quiero” en medio de una pandemia mundial). Ya habrá tiempo de hacer esa super celebración junto a todos los amigos, familiares y hasta vecinos si así lo queréis. La decisión final es exclusivamente vuestra. Que como bien dice mi querida Eva Iglesias de Bodas Colorían:

Porque esto pasa una vez en la vida y es lo suficientemente importante como para que decidas si esperar para que sea como tenías en mente o si quizá lo importante no es cómo lo imaginabas sino solo lo que será.

– Eva Iglesias, wedding planner

 

Fotografías de ©Padilla & Rigau exclusivas para Tendencias de Bodas Magazine.
Prohibido su uso o reproducción sin nuestro consentimiento escrito.
Reservados todos los derechos de autor.

Comments

  1. Hola Keyla. Muchas gracias por tu post tan completo. La verdad es que todo el sector esta viviendo en un momento de incertidumbre total y como bien explicas una cosa es el momento de acto en sí de la boda ( que ya es posible llevarlas a cabo ) y otra cosa es la celebración, que es otro cantar. Es ahí donde los novios deben decidir en qué momento quieren hacerlo teniendo en cuenta la situación concreta y la forma en que sea posible llevarla a cabo. ¡Mucho ánimo a las parejas y enhorabuena a todo el sector por su empatía con ellas!

  2. Buenas,
    Gracias por el post, esta genial explicado. Me surge una duda, están permitiendo bodas desde la fase 2, eso significa que los novios y testigos tienen autorización para cambiar de provincia para poder ir al lugar donde se celebrara la boda. En el caso de los funerales si no he entendido mal es asi pero no se sin con las bodas también se permite o solo se pueden celebrar si se vive en la misma provincia donde se celebrara la boda y solo pueden asistir invitados de esa provincia?

    • Hola Beatriz.

      Muy buena pregunta. Pero por ahora solo sabemos que en funerales sí. No hay más datos al respecto. En cuánto sepa algo nuevo, sin duda que os lo cuento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *